Yerba Mate Taragüi: El poder de un sabo


Los detalles de la cuarentena total que analiza Alberto Fernández y podría ser dictada en las próximas horas



Alberto Fernández tiene una hipótesis de trabajo que comentó en la quinta de Olivos. Adelantar el feriado del 2 de abril al 30 de marzo y ordenar una restricción para todos que se iniciaría en el primer minuto del 20 de marzo y concluiría a las 24 del 31 de marzo. Quedarían abiertos los comercios vinculados a la compra de alimentos o insumos necesarios para preservar la salud pública y familiar.

La cuarentena blindada implica un control exhaustivo de los espacios públicos para limitar la circulación y evitar una posible propagación del coronavirus. Alberto Fernández diseñó un sistema de contralor que involucra a todos las policías provinciales -incluida la Capital Federal- y el despliegue de las fuerzas de seguridad nacionales (Gendarmería, Prefectura y la Policía Federal).
Será un gigantesco despliegue de seguridad territorial que enfrentará a un enemigo invisible y mortal.
Alberto Fernández en Casa Rosada. (Presidencia)
Alberto Fernández en Casa Rosada. (Presidencia)
Detrás de este objetivo de salud pública, y para que no haya una sola objeción política y jurídica, el Presidente ya convocó a los líderes de la oposición y hoy mantendrá un encuentro en Olivos con la mayoría de los gobernadores. La reunión es clave para la estrategia de Alberto Fernández: obtener la cooperación de las fuerzas provinciales.
La cuarentena establecerá que la vida cotidiana transcurrirá en los domicilios particulares, que estará garantizado el acceso a la comida para toda la familia, que funcionará el sistema de salud estatal y privado y que se permitirá circular sí -y solo sí- hay un motivo fundado. En caso contrario, se prohibirá abandonar la residencia y transitar los espacios públicos.
“Todos podremos comprar nuestra comida, o ir a la farmacia, y hasta se podrá pasear el perro. Pero salvo estos casos puntuales, todos los argentinos que no estén asignados al sistema montado contra el coronavirus, deberán quedarse en casa. Sí o sí”, explicó a Infobae un miembro del gabinete que participó en todas las deliberaciones que se hicieron para diseñar la cuarentena blindada.
-¿Y cómo van a saber si la persona que salió no está contagiada?-, preguntó este periodista.
-Habrá un férreo control en las calles y una masiva campaña de información y disuasión en los medios de comunicación. La explicación es simple: si salís a la calle, te podes contagiar. Y el coronavirus te puede matar.
Tras la reunión de los gobernadores en la quinta de Olivos, no se descarta que Alberto Fernández grabe una nueva cadena nacional para explicar el sentido y los alcances de la cuarentena blindada. La intención del Presidente es anunciar su duración y su sentido de prevención de la salud pública, ratificar que no faltará la comida y que la violación a la cuarentena será castigada con el máximo rigor legal.
Esta nueva jugada institucional para “aplanar la curva” de la pandemia encuentra a Alberto Fernández trabajando a deshoras. Era la una de la madrugada (de hoy) y continuaba fatigando -sin misericordia- su WhatsApp personal para explicar qué quiere hacer frente al coronavirus y porqué.

Comentarios

PUBLICIDAD