Yerba Mate Taragüi: El poder de un sabo


Fin de semana largo: "no es un delito transitar" pero habrá "retenes" en rutas


Según la ministra de Seguridad, la iniciativa busca "dificultar el tránsito y sólo permitir el transporte de cargas y otros productos de necesidad".
En sintonía con la prohibición de vuelos de cabotaje y salida de micros, el Gobierno dispuso que durante el fin de semana largo habrá "retenes" de las Fuerzas de Seguridad en distintas rutas para desalentar que se desplace gente hacia centros turísticos, en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus.
"No tenemos ninguna medida que prohíba la circulación por ruta. Tenemos solamente el pedido del Gobierno de que las personas permanezcan en sus casas", señaló la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, al advertir que por el momento las autoridades sanitarias emitieron recomendaciones que para cumplirse deben contar con la "voluntad" de la ciudadanía.
En diálogo con Radio Continental, la integrante del Gabinete anticipó las medidas que implementará su cartera para disuadir a aquellas personas que quieran viajar a ciudades turísticas durante el fin de semana largo.
"Tenemos previsto medidas para hacer retenes, dificultar el tránsito y sólo permitir el transporte de cargas y otros productos de necesidad""no es un delito transitar", remarcó la funcionaria nacional, quien de todos modos aclaró que "no es un delito transitar".
Al respecto, fuentes oficiales explicaron a NA que la medida apunta a desalentar el turismo interno y sólo afectará a los particulares, a quienes se les podrá tomar la temperatura y se le reforzarán las recomendaciones emitidas por las autoridades sanitarias para que permanezcan en aislamiento y se laven las manos regularmente.
En medio de la emergencia sanitaria por la pandemia de COVID- 19, Frederic indicó que el Gobierno tiene que "pensar en resolver problemas que no estaban en la imaginación, como por ejemplo, cómo cerrar una ciudad" turística.
Asimismo, la ministra de Seguridad señaló que a través de la línea 138 reciben denuncias sobre personas que estén incumpliendo la cuarentena obligatoria por haber regresado de países considerados como zonas de riesgo de contraer coronavirus.
Durante el pasado martes, cuando se puso en funciones el sistema telefónico, se realizaron "2.200 llamados".
"Tenemos la información de las personas que arribaron a la Argentina, por lo que chequeamos la denuncia con esos datos y luego movilizamos a las Fuerzas de Seguridad", explicó.

Comentarios

PUBLICIDAD